Uncategorized

¿Cómo organizar y cuidar la ropa del bebé?

Crecen tan rápido, al menos en los primeros meses, que a veces ni nos da tiempo de ponerles la ropa que les compramos, nos regalan o heredamos de los hijos de familiares o amigos.

Parce que de repente, nuestra casa se convierte en un almacén de ropa de bebé. Y si nuestra intención es ampliar la familia con un hermanito, nos toca guardar al menos una parte de la ropa que podría ser reutilizada. ¿Cómo lo hacemos?

Para solucionar todas estas dudas relacionadas con guardar, organizar y cuidar la ropa de bebé, he creado este artículo, siguiendo los consejos de Paz Rodríguez, marca de ropa de bebés. Así que toma nota sobre los sencillos trucos para conseguirlo en una tarde de domingo.

Trucos para guardar la ropa de bebé

Lo primero de todo, para facilitar lo máximo posible la tarea, reunir toda la ropa que ya no se le puede poner a nuestro peque y seleccionar la ropa que se podría utilizar y reaprovechar para el futuro hermanito o hermanita, teniendo en cuenta lo siguiente:

•¿Será niño o niña?

•Cuando nazca, ¿será verano o invierno?

•¿Tendrá el mismo ritmo de crecimiento?

La respuesta a las tres preguntas anteriores es: ¿Quién sabe? Por ello, hay que guardar cosas que pueden ser usadas para todas las situaciones.

Definidos estos puntos, toca separar por tallas para poder identificar la ropa con más facilidad para después guardarla. Lo siguiente es meter en cajas o en bolsas, separando por:

– Lo que se va a guardar.

– Lo que se va a regalar.

– Lo que pretendemos reciclar.

– Lo que queremos vender.

Decidido cada montón y lo que irá en cada uno, debemos sacarlo de casa cuanto antes.

 

¿Cómo guardar y almacenar la ropa de bebé?

Para esto, lo mejor es usar cajas de ordenación de plástico trasparentes y poner etiquetas con la talla de la ropa. Es importante usarlas de plástico, ya que estas son las mejores para prevenir la humedad. Las cajas de ordenación de https://www.plasticforte.com/ordenacion/   son mi gran aliado. ¡Duran y duran! Las bolsas al vacío también son una estupenda opción de almacenaje para ropa (tanto de bebé como de adultos), con ellas la ropa estará libre de polvo y ocuparán menos espacio.

Por último, llevar al trastero o guardar en un sitio en el que no tengan sol directo, sin humedad, con ventilacion y, si es posible, sin el acceso de tu bebé (des)ordenado. De esta forma evitaremos que la ropa se deteriore tanto por las condiciones climáticas como por los ácaros del polvo y moho.

Este procedimiento es aconsejable repetirlo cada año.

Antes de guardar la ropa del bebé, lo mejor revisarla y lavarla para evitar que esta se guarde manchada y para eliminar las manchas más difíciles. Además, de esta forma, también evitaremos atraer bichitos que puedan comerse, anidar y deteriorar los tejidos. También, os recomiendo plancharla y doblarla bien para que no ocupe tanto lugar como la ropa arrugada. Asegurarnos que esta muy seca antes de guardar.

En cuanto a la ropa que continúes utilizando y la que vas a ir comprando. Existen muchas opciones de organización y almacenaje. Una de ella son los armarios y las cajoneras, que están diseñados para aprovechar al máximo su espacio y capacidad. Si los escoges de adultos, podrás customizarlos por dentro, añadiendo más baldas y barras para colgar. En cuanto a las cajoneras, pueden encontrar un montón de alternativas y divisores para hacer compartimentos en los que ordenar toda la ropa del bebé por tipologías, estaciones, colores, uso…

Obviamente, tenemos la opción de mobiliario infantil o de bebé, pero dependiendo de qué muebles con menos espacio de almacenaje, ya que suelen ser de tamaños “mini”.

Consejos para guardar la ropa de bebé

  • Guarda las prendas que te llene de sentimientos de felicidad y ternura. Esos momentos son irrepetibles.
  • No tires por tirar. Hay mucha posibilidad de regalar, donar e incluso vender. Y muchas familias lo necesitan.
  • Pide ayuda a los demás miembros de la familia. Necesitas manos extras para doblar, seleccionar y cuidar al bebe al mismo tiempo.
  • Tomate tú tiempo. El orden es muy personal y cambia a lo largo del tiempo.

Por último, recuerda lavar la ropa antes de volver a utilizarla para evitar problemas de irritaciones en la piel del bebé.

Espero que con estos consejos, te sea más fácil guardar la ropa de tu peque.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Ioana Furtuna.
  • Finalidad  Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Ioana Furtuna.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad